miércoles, abril 13, 2005

Contradicciones de la Vida Cotidiana

¿Se ha fijado, amigo(a) lector(a), en la cantidad de oportunidades que no se pueden aprovecha por estar comprometido en otros menesteres? Sin embargo, a la hora de necesitar dichas oportunidades, éstas se han esfumado sin dejar rastro, después de que han llovido a cántaros en nuestra vida.

Hace un par de años, cuando todavía era un estudiante universitario, ojeaba los anuncios clasificados que salían en el periódico, en muchos de ellos se solicitaban profesionales de la psicología para trabajar en empresas de prestigio. Yo me dije: “bueno, al parecer el psicólogo tienen gran demanda en el mercado laboral; esto es muy positivo ya que en el futuro podré encontrar fácilmente una plaza”. Todos los días miraba pasar las oportunidades, hoja tras hoja; entretanto, yo estaba hasta el cuello con las clases.

Como a casi todo el mundo, me dio por jactarme de mi relajada posición, sacaba pecho con el cuento de tener las “oportunidades abiertas”. Me mofaba, en mis adentros, de los licenciados en administración de empresas, de los perítos mercantiles y otros que, debido su abundante población y a la carestía de vacantes, no lograban ubicarse en ningún lado.

Hoy la cosa cambió, le echo un vistazo a los rotativos y ¿Con qué me encuentro?: “Se solicita licenciado en contaduría pública”, “Se solicita licenciado en administración de empresas o carreras afines”. Y nada de psicólogos. Y si hay, no pida gusto mi´ hijo, ni mucho menos sueldo digno, confórmese con ajustar pá los frijoles, eso sí, bien explotado. “Esto me pasa por andar de bocón y presumido”, me digo esto a mí mismo mientras las páginas del periódico me escupen los nuevos anuncios en la cara.

Ni modo, tendremos que esperar la “temporada de psicólogos” y no subestimar a los demás, que por ahora tienen su temporada alta, están en todo su derecho. Ejemplos como este y otros abundan, la vida de uno esta llena de contradicciones, personales o ambientales ¡Qué mas da! A seguir viviendo.

5 comentarios:

Topgun dijo...

Así es la vida David. Todos tenemos algún recuerdo de una desafortunada elección pero lo realmente importante es poder revertir el error, algo que no siempre es fácil o incluso posible.

Deseo te diviertas con este nuevo blog que recién comienzas y que gracias a diencéfalo he descubierto.

David R, Morán dijo...

Gracias por leer este post TopGun, y ante todo gracias a la curiosidad que te movió a Neurocosmo. Espero seguir divirtiéndome y colocando nuevos post, interesantes también. Visitaré el “Zumbador”, sabrás de mí. Saludos

LUIS AMÉZAGA dijo...

Estamos tan locos que pensamos que no necesitamos ayuda, que nos sobran los soportes y métodos para lograr el reequilibrio.

Las empresas poco a poco están entrando en la dinámica de servicio emocional y de satisfacción a sus empleados para un mejor y mayor rendimiento. Lo digo y al mismo tiempo me río de los sueños. Pero algún día se harán realidad, y entonces te quejarás del exceso de trabajo.

Psicólogos no, pero tarotistas, videntes, chorroterapias, y demás inventos que se venden en las parafarmacias, pasan por tiempos boyantes.

A verlas venir. Ya te haremos nosotros alguna consulta profesional, pero barato, barato.

David R. Morán dijo...

Já, si que me has hecho reír con eso de que las empresas buscas la satisfacción laboral del empleado, no te culpo, eso mismo quisiera decirles yo a estas maquilas textiles que vienen a sobre-explotar a las pobres mujeres hondureñas sin la más mínima consideración; este es un secreto a voces aquí, ojalá fuera tal y como tu lo dices.

En cuanto a la consulta... mmm, el euro, el euro... supongo que te saldrá barata.

Raulphi dijo...

David soy raulphi de morphosland,gracias por enlazarme,tú también estás en morphosland ( nos leemos)